Jueves 25 de Abril 2024
USA

Facebook filtró conversaciones de una adolescente y su madre para acusarlas de aborto en EU

Por orden judicial, la compañía de Mark Zuckerberg mostró los mensajes de Messenger entre madre e hija a las autoridades

Por
Escrito en TENDENCIAS el

Una adolescente de 17 años y su madre han sido imputadas por un tribunal del condado de Madison, en Nebraska, por el delito de aborto ilegal después de que Facebook, por orden judicial, filtrara conversaciones privadas entre la menor y su mamá de una aparente interrupción del embarazo utilizando medicamentos en casa. 

Jessica Burges de 41 años y su hija Celeste que recién ha cumplido los 18, son señaladas de diversos delitos graves y menores por supuestamente haber abortado a las 23 semanas de embarazo, cuando en dicho estado está prohibido hacerlo más allá de la semana 20. 

Facebook proporcionó datos para enjuiciar a una adolescente y a su madre por aborto

Según la Fiscalía, la madre compró y administró las píldoras abortivas a su hija y después la ayudó a enterrar el feto, pero lo que más ha causado polémica es que el caso está basado en los mensajes privados que ambas se enviaron el pasado 20 de abril por Facebook Messenger, en los que hablan sobre la compra y el uso de las pastillas abortivas. Datos personales que la compañía de Mark Zuckerberg brindó a las autoridades. 

Las acusaciones en contra de Jessica y Celeste han causado revuelo, especialmente después de que Tribunal Supremo de Estados Unidos pusiera fin a la protección federal del aborto, pero también porque este es un ejemplo claro de que la información personal de las mujeres en la red social podría significar un peligro para sus derechos humanos y reproductivos.

De acuerdo con el reporte de la agencia de noticias EFE, la investigación habría comenzado en abril después de que una presunta amiga de Celeste contara a la policía que la había visto tomar la primera píldora ese mismo mes, esto de acuerdo con la declaración jurada del detective Ben McBride, de la policía de Norkfolk. 

Foto: AP

A principios de junio, madre e hija fueron acusadas del delito grave de sustracción, ocultación o abandono de un cuerpo, además de dos delitos menores por ocultar la muerte de otra persona y denuncia falsa. En ese momentos los investigadores solicitaron a Facebook la información personal de la madre como fotografías, audios, videos y mensajes privados para saber si había cometido otros delitos. 

Fue así que partir de una orden de registro, Meta, empresa matriz de la red social, buscó y recopiló y entregó los mensajes de las conversaciones que tuvieron mamá e hija. En julio, ambas fueron imputadas y se declararon no culpables. Celeste, quien ya ha cumplido los 18 años, está siendo procesada como adulta a petición de los fiscales. 

¿Qué ha dicho Facebook al respecto? 

Este martes, Facebook emitió un comunicado en el que argumentó que "gran parte de los informes sobre el papel de Meta en un caso penal contra una madre y su hija en Nebraska son totalmente erróneos" y que buscaban aclarar lo que realmente había ocurrido. 

Foto: AP

Según su mensaje, la empresa recibió "órdenes legales válidas" de la policía local el 7 de junio, antes de la decisión del Tribunal Supremo, pero éstas no mencionaban en absoluto que estaban relacionadas con un caso de aborto. Según explican, los documentos judiciales que recibieron describían que la policía estaba investigando la supuesta quema y entierros ilegales de un bebé que nació muerto. Además de que se les pedía confidencialidad, por lo que podían compartir información sobre ellas. 

A raíz de que se conoció esta historia, el hashtag 'DeleteFacebook' se ha hecho viral y las protestas se han extendido en las redes. Según han comentado activistas y defensoras de los derechos reproductivos, este caso podría marcar un peligroso precedente de cómo el aborto será procesado de ahora en adelante tras la anulación del Roe vs. Wade y cómo la policía podría reclutar a las grandes empresas de tecnología para colaborar en este tipo de acusaciones. 

bnaj