Jueves 15 de Febrero 2024
USA

Estudiante muere en tiroteo en Ingraham High School; el presunto responsable ya fue detenido

La víctima mortal no ha sido identificada públicamente

Un estudiante fue asesinado a tiros en la Ingraham High School de SeattleCréditos: Especial
Por
Escrito en ACTUALIDAD el

Un estudiante fue asesinado este martes en lo que se cree que es un ataque directo en una escuela secundaria del norte de Seattle, según las autoridades.

La policía recibió informes de disparos en Ingraham High School poco antes de las 10 a. m. Cuando los oficiales ingresaron a la escuela encontraron a un estudiante con una herida de bala, al que asistieron hasta que llegaron los médicos.

El estudiante, que no ha sido identificado públicamente, murió luego de ser llevado al Centro Médico Harborview. La policía aseguró la escuela y se encargó de reunir a los estudiantes con sus familias, hora y media después del tiroteo.

“Nosotros en la ciudad nos unimos a una larga lista de ciudades este año que han tenido tiroteos en escuelas”, dijo el jefe de policía de Seattle, Adrián Díaz.

El alcalde Bruce Harrell dijo que el sospechoso fue detenido en un autobús una hora después del tiroteo. La policía entrevistó a la persona que viajaba con el sospechoso y dijo no creer que el acompañante estuviera involucrado en el caso.

Los investigadores recuperaron un arma, aunque no quedó claro si fue el arma utilizada en el tiroteo. Brent Jones, superintendente de las Escuelas Públicas de Seattle, calificó el tiroteo como un "ataque dirigido" y dijo que los funcionarios "no tienen motivos para creer que esto fue parte de un plan más grande".

Por su parte, el gobernador Jay Inslee, graduado de Ingraham en 1969 y uno de los alumnos más famosos de la escuela, agradeció a las autoridades que respondieron al ataque.

“Agradecido de que la policía de Seattle estuviera en la escena y ayudara a resolver este incidente antes de que el tirador tuviera la oportunidad de herir a más personas”, dijo en un tuit. “Nuestros hijos nunca deberían tener que experimentar esto. Podemos y debemos hacerlo mejor con ellos”.

Una larga espera

A medida que los padres de familia comenzaron a enterarse del tiroteo, cientos de ellos comenzaron a llegar a la escuela para recoger a sus hijos.

Al llegar a la zona se encontraron un campus acordonado y lleno de policías. Muchos de ellos hablaban por teléfono para actualizar al resto de los miembros de su familia, quienes se quedaron preocupados en casa.

Un padre dijo que su hija le estaba dando actualizaciones de texto mientras ella estaba en su salón de clases esperando que la recogieran.

Otra salió corriendo del trabajo para recoger a su prima, quien le dijo que estaba asustada y escondida. Los estudiantes comenzaron a salir del edificio alrededor de las 12:30 p.m.

Las historias de los testigos

Madeleyne De Leon, una estudiante de Ingraham, dijo que estaba caminando con dos amigos hacia la clase de gimnasia cuando recibió la llamada de otro amigo.

“Hubo disparos. Aléjate de la escuela lo más rápido posible”, dijo, y colgó.

De Leon, de 14 años, y sus amigas corrieron de la escuela al estacionamiento cercano de la tienda de comestibles Sprouts, donde esperaron a que sus padres las recogieran.

“Tengo mucho miedo, pero me alegro de que la mayoría de la gente esté bien. Estoy bien y con mi familia en este momento”, dijo. “Es mucho para procesar”.

Aproximadamente 15 minutos después de enterarse de que hubo un tiroteo en la escuela a la que asisten sus dos hijos, Leanna Sparks recibió un mensaje de texto de su hijo de 14 años, diciendo que había escuchado disparos.

“Es como mi peor pesadilla hecha realidad”, dijo.

Mientras sus hijos esperaban dentro de sus aulas a que la policía visitara cada habitación, sus hijos estaban “asustados (y) preocupados por quién resultó herido”, dijo. “Quieren salir, no quieren volver a la escuela… hasta que averigüemos qué está pasando”.

abc