TENDENCIAS DE ESPECTÁCULOS

¡Nada mal! El gran trabajo que Mako Komuro, exprincesa de Japón, consiguió en Nueva York

La joven tuvo que renunciar a su título para poder casarse con un plebeyo
miércoles, 13 de abril de 2022 · 14:05

Después de renunciar a su vida como princesa, Mako Komuro, consiguió trabajo en el Metropolitan Museum of Art de Nueva York. La hija del príncipe heredero de Japón perdió su título después de casarse con un plebeyo en octubre de 2021.

Según información publicada por el Japan Times, Mako participa como voluntaria en la preparación de una exposición de arte asiático, asistiendo a los curadores del museo.

La joven de 30 años se graduó de la International Christian University en Arte y Herencia Cultural. También asistió a la Universidad de Edimburgo, donde se especializó en Historia del Arte, y en la Universidad de Leicester obtuvo una maestría en Estudios de Museos y Galerías de Arte.

“Está calificada, posiblemente manejando piezas de la colección. En general, es un trabajo que requiere de mucha preparación y muchas veces implica pasar largas jornadas en la biblioteca”, dijo un antiguo curador del Met a la revista People.

Mako, hija del príncipe heredero Fumihito y la princesa heredera Kako, además de perder su título, renunció al pago de aproximadamente 1.3 millones de dólares que normalmente se otorga a las mujeres de la familia real que pierden su estatus al casarse de esta manera.

La historia de amor

Mako y Komuro ha ocupado titulares dentro y fuera del país del sol naciente desde que anunciaran su compromiso en 2017. La opinión pública japonesa no recibió con buenos ojos la noticia de que la hija mayor del futuro heredero al trono, el príncipe Fumihito, había elegido para ser su cónyuge a un hombre sin sangre azul, pues esto implicaría que Mako perdería sus privilegios reales.

La princesa conoció al que sería su prometido en 2012, cuando ambos estudiaban en la Universidad Cristiana Internacional de Tokio. Después de continuar sus carreras universitarias por separado (ella en Edimburgo; él en California), Komuro pidió matrimonio a Mako en 2013, cuatro años antes de que ambos lo comunicaran públicamente.

Inicialmente, el gran día estaba previsto para noviembre de 2018, pero en febrero de ese mismo año, la casa imperial informó de su aplazamiento hasta 2020 ofreciendo argumentos poco convincentes. Finalmente en 2021, Mako logró casarse en una pequeña ceremonia.

abc